Buñuelos de bacalao harina

Su textura debe ser dorados y crujientes por fuera, mientras que por dentro son tiernos y jugosos, así que anímate a preparar esta receta de bacalao porque nadie se va a resistir a ellos.

Entradas
45 minutos
Frito
10 Porciones

El origen de los buñuelos de bacalao se remonta al siglo XIII, cuando el Rey Fernando III sitió la ciudad de Sevilla y ello provocó una escasez de alimentos. Los sitiados echaron mano a unos cargamentos de bacalao y harina almacenados en el puerto. Aderezaron el pescado con el resto de ingredientes y lo sirvieron.

El resultado sirvió de alimentación a la hambrienta población y pasó ser parte del recetario tradicional. Sea o no verdad esta leyenda el bacalao esta siempre presenta en los hogares boricuas, gracias a su versatilidad, se pueden acompañar con múltiples recetas, ya sean tradicionales o más innovadoras, siempre aportando su particular sabor y ese toque salado que tanto nos gusta.

Una vez sacados del aceite y escurridos lo ideal es comerlos calentitos para disfrutar de la masa esponjosa. A mí fríos también me gustan, pero bueno, mejor calientes. Y ya tenemos nuestros buñuelos para las fiestas señaladas o para cualquier fecha del año.

Ingredientes

400 gramos de Bacalao desalado

1 taza de Perejil fresco

200 gramos de Harina de trigo

2 Dientes de ajo

3 Huevos

150 gramos de Mantequilla

300 mililitros de Agua

1 cucharilla de Levadura química

500 mililitros de Aceite de oliva

1 cucharilla de sal

Preparación

Paso 1 : Comenzando por dar un hervor al bacalao, luego se debe colar, retirar la piel y las espinas, y reservarlo.

Paso 2 : En una cazuela a fuego medio, se coloca el agua y la mantequilla.

Paso 3 : Una vez que empiece a hervir, se retira del fuego y se agrega la harina tamizada con la levadura de golpe.

Paso 4 : Luego se vuelve a poner al fuego y se remueve con una cuchara de madera hasta obtener una masa homogénea y sin grumos, que se despegue de las paredes.

Paso 5 : Retirar la cazuela del fuego y dejar templar.

Paso 6 : A continuación, se incorporan los huevos uno a uno, removiendo bien después de añadir cada uno.

Paso 7 : La masa resultante debe ser espesa, brillante y cremosa.

Paso 8 : Desmenuzar el bacalao, picar finamente el perejil y los ajos, y añadir a la masa.

Paso 9 : Remover y dejar enfriar en la nevera por al menos una hora.

Paso 10 : Luego de este tiempo, calentar aceite suficiente en una sartén y con la ayuda de dos cucharitas, formar los buñuelos y freírlos lentamente.

Paso 11 : Al sacarlos del aceite, colocar sobre un plato con papel de cocina para absorber el exceso de aceite.

Paso 12 : Servir calientes.